Semanarioprensalibre's Blog

Just another WordPress.com weblog

No mires abajo

William Sansom (1912-1976) es otro de los ingleses olvidados por estas tierras, pero reconocido como uno de los mejores cuentistas de posguerra.  Su experiencia como bombero voluntario en Londres durante la segunda guerra mundial se nota en muchos de los cuentos y crónicas que habitan sus libros, y que en No mires abajo se aprecian en toda su magnitud en los cuentos Los testigos y La pared, que parecen remitir con precisión quirúrgica a esas vivencias.

Ya su primer relato de este volumen, La escalera vertical, nos sumerge en la angustia de un adolescente sometido a una prueba en donde le va la vida, entre la indiferencia de su pares. Y los peligros y dilemas con que Sansom enfrenta a sus personajes, son verdaderas muestras de su talento para crear climas, para imaginar mundos diferentes y para dar lecciones de cómo trasportar al lector hasta el infinito imaginario.

Es como para lamentar ese desconocimiento obligado al que las editoras mantenían a los fanáticos de los cuentos que leen en castellano, ante un escritor que no se puede dejar de lado. Por suerte, la iniciativa de La Bestia Equilátera empieza a romper esa carencia.

Niza y Roma son testigos de amores intensos, aunque peligrosos por diferentes motivos: la fatalidad en Tutti Frutti, el mito de la mujer ¿vampiro, araña? en la Roma donde habita Una mujer poco frecuente. Y no menos imprevisible y lógico al mismo tiempo ese émulo de aquel famoso Destripador inglés, que sólo necesita un particular amor, en Tentaciones varias.

Una monja esperando ser emparedada, un general y una muerte misteriosa, una kafkiana pesadilla dentro de una cárcel con sádicos y pacientes custodios, un desencuentro posible en la vida común de todos los días, son otros de los temas y los avatares  que sorprenden al lector de la formas más inesperadas.

En este puñado de cuentos se puede variar de tema, de formato, de persona y de relator, pero el lector no puede quedar indiferente sin vivir indefectiblemente en los climas y las peripecias que propone el autor, con esa mirada en el detalle, en la exploración minuciosa de lo que vive y siente cada personaje.

William Sansom  es otro de esos escritores imposible de soslayar y que, entre los innumerables relatos, novelas y crónicas que escribiría y que no están traducidos, se encuentra una biografía de Marcel Proust y hasta una autobiografía, escrita al final de su vida. Escribió para el cine, el teatro y la televisión y mereció el reconocimiento de sus colegas, además, por supuesto, de sus lectores.

R.B.

No mires abajo
Por William Sansom
La Bestia Equilátera
Trad.: Teresa Arijón
169 pág. – $ 75

septiembre 28, 2012 Posted by | Uncategorized | , , , , , , | Deja un comentario

“Al borde del desbarrancamiento”

Cuentos, cuentos, son tantos los cuentos escritos y tantos los escritores de ellos, que a veces se pierden en la memoria. Pero quien lea estos cuentos de Fabio Morabito, publicados bajo el título de La vida ordenada, difícilmente podrá olvidarlos. Es más, seguramente buscará otros de este escritor nacido en Alejandría en 1955, que vivió de chico en Milán y que a los quince años, hablando en italiano, se estableció en México. Poesía, ensayos, cuentos, una novela y hasta un libro para niños, son algunos de los textos publicados por Morabito y traducidos a varios idiomas.

Este año Eterna cadencia (que ya había publicado los libros de relatos La lenta furia y Grieta de fatiga) dio a conocer La vida ordenada, que reúne seis relatos. Situaciones que parecen normales, cotidianas, pero que pueden esconder misterios o situaciones inquietantes. Como señala el título, “al borde del desbarrancamiento”, que es la expresión que uso el escritor, que visitó la Argentina en estos días, para referirse a ellos. Es que estos cuentos remiten en parte a algunos de Los cuentos siniestros, del japonés Kobo Abe, publicados recientemente por la misma editorial. Pequeños detalles que reviven situaciones olvidadas, sucesos que rozan misterios que tal vez sólo están en la mente de los personajes, perturbados por sus propias vidas, por las vicisitudes que los envuelven.

Si una visita de pasada a la casa de los tíos permite descubrir un insólito “arreglo”, que deriva en otras situaciones no menos extrañas, en otro cuento el posible alquiler de un departamento puede derivar en una fiesta orgiástica (La renta) que linda con la realidad y el sueño, mientras los personajes parecen llevados de un lado a otro, como testigos de lo que les está pasando, sin poder articular por propia voluntad una actitud diferente. En realidad todos los protagonistas parecen deambular sin sentido aparente, buscando en su interior, en sus recuerdos, algo que los abruma o los conmueve, mientras los hechos se suceden, ajenos casi, pero marcando un nuevo camino, una nueva trama que, de alguna manera, incidirá en sus vidas, aunque nadie sepa bien cómo.

Una sorpresa tras otra, producto de una creatividad y una imaginación desbordante, provocan en el lector el ansia de saber más sobre estas personas y los hechos que les ocurren, pero sabiendo que son momentos de sus vidas, que sólo pueden resaltar así porque existe una mano magistral que los dirige y los enfoca en un camino de nostalgia y poesía que puede conmover hasta lo más hondo y a punto acaso de salirse de la historia y empezar un camino diferente.

Indudablemente, son cuentos para leer, releer y pasar buenos momentos a su lado, como ocurre siempre que se puede tener en las manos cuentos bien escritos y que conformen las mejores expectativas.

R.B.

La vida ordenada
Fabio Morabito
Editorial Eterna cadencia
160 pág. $77.-

septiembre 25, 2012 Posted by | Uncategorized | , , , , , | Deja un comentario

El negro mundo de Holly

Que el mundo me conozca es la última de las novelas del escritor norteamericano Alfred Hayes (1911-1985) que publicó la editorial La Bestia Equilátera. Nacido en Inglaterra, fue trasladado de niño a los Estados Unidos y terminó convirtiéndose, como supo ocurrir con otros escritores inmigrantes, en un autor típicamente estadounidense. Es una manera de decir: ¿qué puede ser lo típico en una sociedad donde la variedad no deja de ocurrir? Pero ese estilo frío, descarnado, con un narrador a quien no importa meterse en los vericuetos escandalosos de la mente humana, como las de esos que se saben perdedores, o de los que se creen ganadores, pero que para lograr lo que ansían han dejado por el camino girones de sus sueños, de sus ideales, de sus esperanzas, que van trocando por lo que pueden aquello que a alguna vez quisieron.

El desencanto y la amargura de la novela de Hayes, un autor casi desconocido en la Argentina, solo editado en 2010 por La Bestia Equilátera, cuando una anterior novela, Los enamorados -que logró cierto suceso de crítica y público-, permitió descubrir a los hispanoparlantes a un escritor que podía integrarse sin ninguna dificultad a lo que puede llamarse la novela negra norteamericana. Claro que una novela negra particular, porque si bien se lo puede relacionar con un escritor como Raimond Chandler, esta novela escrita a fines de la década del 50 no tiene asesinatos por descubrir, sino la posibilidad de que ocurra una tragedia sentimental, siempre latente. Alguien calificó a estas dos obras como “novelas negras del corazón”. Y es verdad, uno parece estar leyendo una novela negra, pero sin los crímenes que la caracterizan y sin el detective que intenta descubrir los motivos, mientras las muertes y las vergüenzas de la sociedad van descarnándose a su alrededor.
Esta novela, editada en 2012, tiene como escenario el mundo de Hollywood californiano, un escritor de cierto éxito, que ya lleva cinco años escribiendo para el cine, con un trabajo que lo aleja de su casa y de su esposa durante algunos meses en el año, relata en primera persona sus vivencias, con la típica y cínica mirada desencantada, pero sin la misericordia de aquella novelística.

En una fiesta del ambiente, a la de que debe concurrir pero que desea abandonar, rescata de un posible suicidio a una joven que, como tantas otras, intenta abrirse camino en el estrellato, donde las actrices valen más por su juventud y su belleza que por sus condiciones dramáticas.
La relación se profundiza, al tiempo que dos personalidades diferentes van siendo diseccionadas, mientras la abrumadora realidad los va enfrentando con sus miserias, sus ambiciones frustradas y el desencanto que los invade por momentos.
Con ciertas características de esas novelas de amores contrariados, donde al igual que en el policial negro la tragedia va desencadenándose en forma inevitable, en el mundo de ficción que los envuelve, mientras sus propias debilidades dan paso a un destino que se cumple sin piedad y sin remordimientos

Buen momento para conocer a un escritor, ignorado hasta hace poco por los lectores de habla hispana, que bien puede ampliar su mundo literario, a la espera de nuevas traducciones que permitan acercar sus novelas posteriores.

R.B.

Que el mundo me conozca
Alfred Hayes
La Bestia Equilátera
Trad.: Martín Schifino
160 páginas – $ 69

septiembre 18, 2012 Posted by | Uncategorized | , , , , , | Deja un comentario

Voto a los 16 años: repercusiones en la región

Mientras se discute en el Senado de la Nación un proyecto de ley para que los jóvenes, desde los 16 años, tengan derecho a votar en las elecciones de manera optativa (desde los 18 el voto es obligatorio), en la zona norte la mayoría de los intendentes opinaron positivamente sobre la iniciativa, salvo en San Isidro dondeGustavo Posse la descalificó como “electoralista” y consideró que sería mejor instrumentarla en 2015. No obstante, en este distrito el bloque del Frente para la Victoria sanisidrense presentó un proyecto para que Deliberativo exprese su beneplácito con el proyecto.
Como es de conocimiento público el Senado de la nación discute un proyecto de ley que habilita el voto optativo, para los menores de 16 a 18 años, con un sistema similar al actual para los mayores de 70, y establece el voto para los extranjeros con dos años de residencia en el país.
En este contexto, durante la semana que pasó los intendentes de la región dieron sus visionessobre el proyecto. En general todos consideraron positivo el proyecto salvo el intendente Gustavo Posse, que evaluó que es “electoralista” y consideró que debería estudiarse recién para 2015.
En San Martín el intendente Gabriel Katopodis, sostuvo: “Estamos a favor de aumentar la capacidad ciudadana de nuestros jóvenes, y de que eso promueva la participación política en los temas públicos y sustantivos del quehacer de nuestra sociedad”.
Katopodis consideró positiva la participación de los jóvenes y el hecho de que las temáticas municipales “también puedan ser objeto del debate y de la decisión de jóvenes y adolescentes, que a los 16 años tienen las condiciones y la madurez para hacerlo”.
“Desde San Martín estamos promoviendo la participación de los jóvenes, los estamos convocando a distintos foros, con el objetivo de devolverles la palabra, escucharlos y saber qué ciudad democrática y participativa tenemos que construir todos los días” expresó luego.
El intendente ponderó la organización de Centros de Estudiantes en las escuelas, “que también estamos acompañando” dijo; y el hecho de “que una franja de jóvenes puedan decidir las autoridades y el rumbo de la Nación. Esto hace a la construcción de más y mejor ciudadanía”.
El intendente de Tigre, Sergio Massa, acogió positivamente la iniciativa, recordó que “a los 16 años yo ya militaba, así que no puedo estar en contra de que los adolescentes de esa edadvoten”, y consideró que ampliar la base electoral siempre es “un desafío” para los gobernantes.
En San Fernando, el intendente, Luis Andreotti, en la misma línea sostuvo: “Lo apoyo siempre que no apunte a la reelección en los cargos, yo siempre estuve en contra de las reelecciones indefinidas. No me parece mal que los jóvenes participen” manifestó.
Cabe consignar que, coherente con esta postura, en la última campaña electoral Andreotti afirmó públicamente que, de hacerlo efectivamente, solamente se presentaría a una sola reelección al cargo de intendente en su distrito.
El proyecto que discute el Senado nacional considera el voto como un derecho optativo parajóvenes de 16 y17 años, y lo iguala a la situación de los mayores de 70 años, que tiene vigencia plena, y encuadra como optativo el derecho al voto de estos ciudadanos.
También en Vicente López, el intendente Jorge Macri se mostró permeable al proyecto aunque destacó que su partido, el Pro, todavía no tenía tomada una posición unificada sobre el tema. “Los jóvenes hoy saben más de política que yo cuando tenía veinte años” evaluó.
En San Isidro, por el contrario, el intendente, Gustavo Posse, evaluó: “El voto joven es fruto del electoralismo”. Para Posse “Hay que realizar una consulta (en rigor esto ya está previsto) para ver si los chicos quieren participar, y aplicarla en 2015”.
Justamente, la agencia Telam anunció el miércoles último que la comisión de Asuntos Constitucionales acordó establecer un cronograma de discusión, que incluye la convocatoria a representantes de organizaciones juveniles y universitarias.
En este distrito, en la última sesión del Concejo Deliberante, el bloque del Frente para la Victoria San Isidro presentó un proyecto de resolución para que el órgano exprese “su beneplácito por el Proyecto de Ley referente a la ampliación de los derechos” que se discute en el Senado.
El proyecto, en sus considerandos, sostiene: “Que en contraposición a las teorías neoliberales   donde profetizaban el fin de las ideologías y de la política; hoy, los jóvenes, comparten y piensan un proyecto de Nación, de Estado y de economía”.
Además se sostiene: “los jóvenes también muestran un mayor interés en cambiar las cosas más inmediatas que los afectan”, y que la posibilidad de que puedan expresarse mediante el voto “los completa a como verdaderos sujetos de derechos”.
El autor del proyecto, el edil, Leandro Martín, recordó: “El proceso del miedo y el “no te metas”, con el golpe de 1976; las teorías neoliberales del derrame, la concentración económica y la exclusión social de los 90, fueron lapidarias para el involucramiento de los jóvenes en política”.
El edil desarrolló la idea en una nota de opinión donde evalúa que el proyecto “persigue revertir para siempre aquella ausencia de la participación juvenil que sufrimos en aquella época”, y que “los jóvenes internalizan el ejercicio de la política y de la democracia de manera progresiva”.
Para el concejal Martín este proceso se da en los jóvenes “en función de su compromiso, de su práctica y su militancia, produciendo, en consecuencia, una sociedad altamente participativa de los asuntos públicos”.
GC

Link Permanente:  http://www.sprensalibre.com.ar/index.php?id=4840

septiembre 12, 2012 Posted by | Uncategorized | , , , , | Deja un comentario

Los cables de Wikileaks sobre la Argentina de la A a la Z

Los cables que fueron hechos público por Wikileaks, se refieren al gobierno que hoy domina el mundo y su relación con gobernantes, políticos y periodistas de los demás países. Lo que cuentan en la intimidad, las confesiones a los funcionarios norteamericanos, las opiniones de estos sobre los dichos y las personas que les informan, les piden y alaban sin pudor.
Normalmente estas cosas son secretas, pero hubo una filtración, y el sitio Wikileaks hizo público documentos que no se tenían que dar a conocer a la gente común, a nosotros, los mortales, que somos manejados diariamente por los medios de comunicación.
Esto le costó la amenaza de cárcel al titular de Wikileaks, Julian Assange, y el peligro de caer en las redes judiciales de los EE.UU., reconocidamente crueles con quienes desbaratan sus juegos o dan a conocer sus inmoralidades y las de sus informantes. Hasta la pena de muerte puede caberle a este hombre que entregó la información a los principales diarios del mundo que, sin embargo, seleccionaron muy bien lo que debían publicar: aquello que molestara a gobiernos de segunda categoría o que fuera más escandaloso, pero sin mayores detalles y que no los involucrara a ellos mismos.
Por eso, ahora es tan importante que periodistas como Santiago O’Donnell, que han podido tomar en sus manos la información, nos cuenten algunos detalles, en especial aquellos que se refieren a nuestro país.
Como cuenta el investigador Martín Becerra en el prólogo, “Santiago O´Donnell es el único periodista argentino que ha tenido contacto personal con Julian Assange y es uno de los pocos que tuvo acceso directo a los 2.150 cables de la mega filtración que hablan de la Argentina. Estos 2.510 cables representan solo el 1% de la base de datos del escándalo…”
Los cables fueron divulgados a fines de 2010, pero la alianza de los grandes medios que los difundieron con Assange, quedó rota en febrero de 2011, cuando cada medio empezó a utilizar la información según como convenía a sus intereses, y también a dejar de lado aquella que no le traía algún beneficio. Por eso es importante esta publicación, que tiene información inédita o que fue publicada parcialmente, sólo en algunos medios.
Por supuesto que esta información es parcial, pero muchas veces es única. Nosotros publicamos parte de esa información (dice Santiago O’Donnell), también somos parciales, pero es la que consideramos que puede ser de mayor interés para nuestros lectores, por haber sido menos difundida o más relegada.
El hombre acusado de haberse apropiado de los cables, el soldado Bradley Manning, hoy está preso y no le pueden sacar a quién se los dio. Pero son millones los empleados públicos que podían haber tenido acceso a esa información. Lo que la Justicia norteamericana tratará de probar es que algunos de los cables que se dieron a conocer podrían poner en peligro la vida de algún norteamericano (¿espía, militar?) en el mundo. Si prueban lo primero y ocurre lo segundo, pobre soldado, hasta la pena de muerte puede caberle como venganza por haber puesto en descubierto algunas de las maniobras de que se valen los yanquis para ejercer su dominio mundial.
Pormenores del  atentado a la AMIA, el vicepresidente Amado Bodou, empresarios y empresas, el Grupo Clarín, Joaquín Morales Solá, Jorge Lanata, Mauricio Macri, Sergio Massa, Monsanto y muchos hechos y personajes más son citados en esos cables… Tengan la absoluta seguridad de que si no los leen en el libro, no habrá ninguna revista, diario o programa de televisión que se anime a publicarlos. Auto censura que le dicen…
R.B.
ArgenLeaks
Santiago O’Donnell
Ed. Sudamericana
360 pág.  – $85

agosto 31, 2012 Posted by | Uncategorized | , , , , , | Deja un comentario

“Rebeldes y confabulados”: interpretaciones de lo político

El ensayo de Scavino se puede leer de diferentes maneras, y permite todas las interpretaciones posibles. Porque tiene una ventaja: en lugar de plantear una teoría definitiva, abre un abanico de interpretaciones, a partir de los discursos de los protagonistas de la política del siglo XX, que le permite al lector discutir con el libro y con él mismo. Discutir en el sentido de plantearse hipótesis, analizarlas, descartarlas, aceptar algunos puntos, rechazar otros… En fin, utilizar de la manera más útil el valioso material que Scavino entrega en su relato político de este siglo: abriendo la propia reflexión para adentrarse en un mundo nada sencillo para comprender.

Scavino, mezcla la historia con los relatos políticos, de una manera que sugiere la polémica, que obliga a ejercer el pensamiento, con razones, con argumentos, con percepciones, con hipótesis, para que el lector inteligente se plantee el análisis de los discursos, de las acciones vinculadas a ellos, y de ciertas similitudes que no siempre son tantas, pero que implican un formato, una gramática, que los más enfrentados antagonistas adoptan por igual, para ganar seguidores que se sumen a una mística, una “épica”, que les otorgue unidad.
Dardo Scavino nació en 1964, estudió letras en la UBA, fue docente hasta 1993, cuando fijó su residencia en Francia. Escribió ensayos sobre literatura política y filosofía, y sus últimos libros son “Narraciones de la independencia” (Eterna Cadencia 2010), donde analiza la Revolución de Mayo y su siglo, y este último publicado en 2012, también por Eterna Cadencia, “Rebeldes y confabulados” (narraciones de la política argentina).
De entrada no más, Scavino nos cuenta que parte de una idea común a Nietzsche, Sorel y Antonio Gramsci: “las narraciones políticas constituyen al pueblo cuando cuentan su propia historia bajo la forma de una gesta popular. No hay pueblos, en efecto, sin narraciones; no hay pueblos, en resumidas cuentas, sin memoria.” Y dentro de ello, Scavino encuentra una gramática común. Su teoría es que indignarse, protestar, disentir, exhortar a las multitudes a sublevarse contra un orden, son reglas de una narración política aunque sus contenidos difieran.
Su análisis se inicia con José Ingenieros, un talento científico, político e intelectual, que en sus 48 años de vida pudo dirigir la clínica de enfermedades nerviosas de la Facultad de Medicina, trabajar en los archivos criminológicos de la Policía Federal y del servicio penitenciario, ser propulsor de la Reforma Universitaria y decano de la Facultad de Filosofía y Letras, además de abanderado del antiimperialismo, el socialismo, el comunismo y el anarquismo. Scavino lo sitúa como ejemplo de todos aquellos sectores que levantaban las banderas de la rebeldía, a veces con concepciones político filosóficas divergentes.
Hay una multiplicidad de luchas, dice Scavino, pero no todas tienen el mismo enemigo y hasta pueden llegar a enfrentarse entre ellas. Para que la unidad se concrete “es preciso que los diferentes grupos adhieran a un mismo relato o que cuenten (con) una misma historia”. Se trata de “la hegemonía de una de esas narraciones por sobre todas las demás”. Nietzche, la voluntad de poder, la voluntad de rebelión, la verdad dominante, están presentes en el texto, tanto como los pensadores de la antigüedad y los actuales.
En diversos capítulos Scavino analiza los discursos de Yrigoyen y la revolución radical, el anarquismo y los grupos armados de la Liga Patriótica anti obrera; Mao tse Tung y el Martín Fierro. En dos capítulos sin desperdicio analiza al Perón de “las clases sin lucha” y al de “la lucha sin clases”; en otro, los discursos de Eva Perón. El onganiato, los Montoneros y el ERP, son objeto de análisis, junto a Jorge Luis Borges, y los períodos de Alfonsín y de Menem.
Finalmente, ofrece otra versión de la supuesta pregunta paradojal, que Deleuze y Guatari le atribuyeron a Spinoza: “¿Por qué los hombres luchan por su servidumbre como si se tratara de su libertad?”, ante otra lectura, ya no como pregunta sino como una afirmación de Spinoza: “el gran secreto del régimen monárquico” consiste en “engañar a los hombres y colorear con el nombre de religión el temor con que los somete para que combatan  por su servidumbre como si se tratara de su salvación” y para que “no vean nada vergonzoso sino, por el contrario. Algo muy honorable en el hecho de verter su sangre y dar su vida para satisfacer la vanidad de un solo hombre”.
Acaso ése sea el poder del discurso hegemónico.
R.B.
Eterna cadencia
253 pág. $ 85

julio 20, 2012 Posted by | Uncategorized | , , , , , , | Deja un comentario

La gloria secreta de Arthur Machen

“La gloria secreta es la historia de un individuo desafortunado que se da la cabeza contra la pared desde el principio hasta el fin. No puede pensar ni hacer nada siguiendo la corriente del mundo; incluso cuando “obra mal”, lo hace de una manera sumamente inusual y excéntrica. Quedará a criterio del lector determinar si era un santo que había perdido su rumbo en el siglo o un pobre loco subdesarrollado; en lo que me atañe, no estoy a favor de ninguna de las dos opciones.” Con esta frase presentó su novela Arthur Machen (Arthur Llewellyn Jones 1863-1947).
 
Famoso y olvidado, autor de culto luego en Estados Unidos y con seguidores en todo el mundo, icono de la literatura fantástica (y con un trabajo teórico todavía no muy rescatado), no hay mucho de él en castellano: Los tres impostores (que Borges publicó en su Biblioteca Personal), esta novela hoy editada por La bestia Equilátera…
Machen nació en las serranías de gales, “fuente de la matiere de Bretagne, que pobló de sueños la tierra”, cuenta Jorge Luis Borges, quien admiraba al escritor que consideraba creador de obras maestras. “Toda ficción es una impostura; lo que importa es sentir que ha sido soñada sinceramente”, dice a propósito de él.
 
De alguna manera, el origen de Machen puede explicar su interés por conectar la leyenda del Santo Grial con la desaparecida Iglesia Celta, predominante en las islas británicas durante los siglos V, VI y VII. Él realiza su investigación como “una travesía por tierras mágicas y olvidadas”. Y la novela surge de esa búsqueda, unida a una fobia que despiertan en él, ciertos aspectos de la educación británica, especialmente los cánticos estudiantiles y el rugby, considerado como “disciplina educativa y una guía para la vida”.
 
Esa unión temática, escrita en 1907 y publicada en 1922, como “La gloria secreta” produjo innumerables elogios por la precisión de su lenguaje y el lirismo de las imágenes que evocaba. Aquí tal vez quepa aquello de que las palabras pueden provocar imágenes que valen más que la visión de la imagen misma.
Pero bien, lo que podía haber sido una loca historia de tradiciones celtas mezclada con la crítica de la educación inglesa de principios del siglo XX, a lo “The Wall”; 0 sea, una especie de novela naturalista pero con visos fantásticos, se convierte, por efecto de las palabras, en un texto de culto para algunos, o de admiración religiosa para otros.
 
Estructurada como la biografía del joven Ambrose Meyrick, el relato detalla las peripecias del estudiante, y su trasformación exterior, para preservar su interior y obtener algún día esa gloria secreta para la cual se sabe predestinado. Y junto con las digresiones del autor, donde critica a la educación británica (“una de las principales tareas del sistema es matar, destruir, aplastar y  y reducir a nada cualquier poder de imaginación que el susodicho pueda haber poseído originalmente…”); o se burla del moderno desarrollo capitalista (“las chimeneas de las fábricas de Lupton vomitando su humo fétido, las sórdidas calles rojas… brumosas, ahogadas en su propio polvo. Para ríos estaba el Waed, que corría como aceite negro entre sus negras márgenes… mientras las paredes de las fábricas vomitaban  en sus aguas sus venenos hirvientes… Lupton era un lugar muy próspero.” A pesar de todo,  Meyrick se mantiene puro en el muladar gracias al encantamiento. El encantamiento, esa vía adoptada por Meyrick para salir de un pozo profundo y espantoso que era la vida.
 
Junto a ello están las opiniones que el protagonista expresa sobre el realismo. “Zola es un realista, no –como suponen los imbéciles- porque haya descripto –más bien minuciosamente- imágenes y sonidos y olores y emociones desagradables, sino porque era un poeta, un vidente; porque, a pesar de su pseudo filosofía y su materialismo barato, veía el verdadero corazón, la realidad de las cosas…”
 
Machen supo oponer a las canciones estudiantiles los antiguos poemas de la tierra de Gwent, mezclando en la novela su propia voz con las de los protagonistas en forma directa, en un llamado apasionado “a restaurar la imaginación vital y exuberante”.
Acaso para Machen la vida era el eterno libar en el Santo Grial, en “la Copa Eterna en una altísima y dichosa sempiterna Taberna”.
 
Editorial La Bestia Equilátera, 312 páginas, $89

marzo 14, 2012 Posted by | Uncategorized | , , , , , | Deja un comentario

En Vicente López ¿son energúmenos los que se oponen a un proyecto?

La inauguración del puente Néstor Kirchner trajo de nuevo una vieja polémica acerca de la costa, un tema sobre el que cuesta mucho ponerse de acuerdo y que, año a año reabre viejas heridas en la sociedad, no sólo de Vicente López, sino también en todos los pueblos pegados a la costa, acá y en todo el mundo.
La primera cuestión es si hay que dejar la costa como está para que se recobre de tanta contaminación y regenere su triste deterioro, producto de la actividad predadora del hombre y de la falta de escrúpulos de quienes llegaron a arrojar toda clase de residuos sobre ella a lo largo del tiempo.
Los más viejos recordamos alegres jornadas deportivas a pleno sol o picnics a la sombra de frondosas arboledas y el baño reparador en el verano en toda la costa de capital y gran Buenos Aires. Tanta era la gente que se reunía (de tan diverso origen social y de tan lejanos lugares); y tan bien se la podía pasar que hasta podía competir con destinos más lejanos. Y tanta gente concurría que hasta se recuerda a un Severino Di Giovanni perseguido, pasando desapercibido en medio de un gran picnic anarquista en la ribera sanisidrense.
Pero claro, pasaron muchos años, gobiernos autoritarios, y el deterioro del país se fue profundizando… Viviendas lujosas, autopistas, cemento en calles y casas, sin control ni planes de ninguna clase, y siempre con la excusa del “progreso”. Ese progreso que casi siempre significa deterioro de la calidad de vida, especialmente para los que menos tienen, y buenos negocios para los que saben aprovechar las ocasiones en que el control escasea.
Desde concesiones a instituciones deportivas, que muchas veces no aportaban nada más que a sus propios socios, y en gran parte reducían las posibilidades de vecinos y visitantes lejanos, hasta rellenos sin controles, entre los que se llegaron a encontrar residuos hospitalarios y fabriles.
Pero en particular en Vicente López las opiniones siempre estuvieron divididas y atravesaban las banderías políticas. Y las preguntas nunca fueron respondidas. ¿Por qué se hicieron concursos internacionales con proyectos que ni siquiera llegaron a considerarse seriamente? ¿Por qué muchas instituciones establecieron una propiedad casi privada de la costa? ¿Y por qué en lugar de obligar al cumplimiento de las leyes se utilizaba el hecho para rellenar y “recuperar” quitándole al río lo que ellos se habían apropiado?
Y esa política apropiadora llegaron a utilizarla los que, dueños de un terreno cercano a la costa aparecían luego extendiéndose hacia el río… y vuelta a rellenar…¿Y hacía falta cederle al Colegio Lincoln más de 200 metros de costa, para que muchos años después contribuyeran a crear una reserva que existía años atrás?
Fueron años de rellenos para que no se inunde, y de rellenos para frenar las inundaciones producidas por los rellenos. (Y vecinos en vigilia para evitar que fueran arrojadas basuras.) Promesas de municipios y provincia de Buenos Aires, encuentros y seminarios para discutir lo que no se iba a hacer. Un barrio como El Ceibo con 70 años de pelea para lograr las escrituras prometidas. El tren que se saca, y que se vuelve a poner (tal vez evitando el viejo proyecto de la super carretera super contaminante). El cemento otra vez cercano ala costa, tratando de llevar los autos hasta el borde mismo del agua…
Hasta que en la costa embellecida (aunque fuera con basura) donde los vecinos volvían a tener su espacio,apareció el sueño de los grandes capitales. Otra vez proyectos faraónicos como la aéro isla, pero esta vez con un gran shopping disfrazado (con la oposición de todas las cámaras empresarias), pero con el fundamental aporte de De Narváez, Tinelli que se retira luego, el diario La Nación y otros capitales que sacarán su tajada.
Una ley sobre grandes superficies comerciales, la 12.573, anhelo de Pymes y pequeños comerciantes, aprobada por las legislaturas platenses es burlada en beneficio de grandes monopolios extranjeros, con la complicidad de todos los gobiernos… Esrecordado el lobby de las embajadas para que, desde Ruckauf, los gobernadores enterraran esa ley con la excusa de la inversión de capitales, el “progreso”. ¿Para quién?, cabría preguntarse.
Este recuento a vuelo de pájaro, de esta lucha por preservar en las mejores condiciones el lugar en que se vive, viene a cuento para enmarcar el debate que hoy se abre sobre estas rutas que se hacen para que entren más coches a la costa, para que gasten en los nuevos comercios que se abrirán. En el medio es lícito preguntarse: ¿beneficiarán realmente a la población más vulnerable? ¿Contribuirán a que Vicente López tenga mejor salud, menos contaminación, más viviendas, mayor tranquilidad?
Para algunos vecinos esto no es así, y lucharon con fuerza para torcer este rumbo que creían errado del “progreso”. Lamentablemente no se los escuchó. Sus objeciones fueron echadas en saco roto. Las presentaciones de asociaciones, cámaras y diversas entidades se recibieron y se archivaron. Y para colmo, cuando quisieron expresarse de viva voz fueron reprimidos e insultados… y eso que no bloqueaban la llegada de alimentos ni impedían la salida de los diarios ni cortaban el tránsito de las avenidas…
Tal vezentre los que se opusieron a estas obras habría algunos “energúmenos”, como aquellos que querían ir a gritarle a Enrique García a la puerta de su casa, o los chicos de rastas y amantes de las artesanías y de los árboles ¿podrían ser culpados por eso? Y había señores como el ilustre Ricardo Barbetti, que insistían con sus opiniones en contra del cemento y a favor de la naturaleza; o como el arquitecto Bardeci, escribiendo cartas junto a los miembros de su asociación, que tienen prohibido por estatuto participar en partidos políticos, pero que hacen la generosa tarea de controlar el trabajo de los concejales. También hubo jóvenes deportistas que pedían por lo suyo o maduros vecinos que creían que los negocios y los edificios había que hacerlos en lugares más alejados y no en medio de la zona más poblada, más rica y con menos verde de toda la República Argentina.
Todos ellos lucharon y luchan por lo que creen más justo, y merecen todo el respeto del mundo, al igual que los militantes políticos que se acercaron a acompañar o a buscar adeptos (están en todo su derecho constitucional de hacerlo); desde el PRO hasta el PO, pasando por el resto, se hicieron presentes y usaron en su campaña las excepciones, la falta de trasparencia y las dudas sobre las obras de referencia.
Porque todavía no es tarde para pedir disculpas, porque todavía se puede reconsiderar, porque por algo Vicente López es la comuna donde menos votos sacó el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, hay que barajar y dar de nuevo. Nunca es tarde para hacer las cosas bien y con respeto a las leyes y a las personas. Es una forma de avanzar en esta difícil tarea de crear una sociedad mejor, más igualitaria, sin pobres, y con menos prejuicios.

Link Permanente:  http://www.sprensalibre.com.ar/index.php?id=4176

diciembre 19, 2011 Posted by | Uncategorized | , , , , | Deja un comentario

Vencedores y derrotados en las elecciones del 23 de octubre de 2011

Un primer análisis del resultado electoral deja en claro que la mayoría de la población apoya la gestión de Cristina Fernández de Kirchner. Por lo tanto, es indudable que la principal triunfadora en esta elección fue ella y su gestión.

Lo que también dejan en claro los resultados de octubre es que el primer derrotado fue su principal enemigo. Y éste no fue un partido o político opositor, ya que estos en su mayoría no actuaron en consonancia con la realidad, sino de acuerdo a una virtualidad creada en forma ficticia por el conglomerado de medios hegemónicos. Y ese conglomerado mediático-financiero- político, fue el principal derrotado en esta elección.

El grupo de poder encabezado por Héctor Magnetto su diario Clarín, su canal 13, TN, Multicanal, Fibertel, radio Mitre, los más de 300 medios radiales, televisivos y gráficos que maneja dentro del país, más sus aliados directos: La Nación, Perfil y otros grupos mediáticos que han criticado salvajemente al gobierno, sin adjudicarle un solo logro y magnificando cualquier denuncia, sin fundamentos ni avales, multiplicando rumores y realizando campañas de desprestigio sin ton ni son… Son ellos los que sufrieron un tremendo revolcón en la arena de la democracia.

Otros afectados sin atenuantes fueron: Elisa Carrió, que quedó última, sola y gritando contra “el régimen” tiránico, justamente en los espacios que esos mismos medios de la derrota le brindaron sin límites, y donde se despachan a diario con las peores barbaridades contra quien se les ocurra.

También un desprestigiado Duhalde, al que pocos le creen, muchos le temen y la mayoría desprecia, recibió una buena lección por parte de los electores, que le dijeron no a su propuesta de conciliar al asesino condenado Videla con una sociedad que lo repudia.

Alfonsín también sufrió lo suyo por su intemperancia, sus gritos, su falta de propuestas y el giro a la derecha que dio con su alianza sin programa con un millonario que, a través de los medios, quiso ser presidente primero, gobernador después y terminó aglutinando desesperación.

En general, se puede decir que los políticos más castigados fueron los más crispados y prepotentes, que siguieron los lineamientos de la prensa oligopólica y sus periodistas militantes, que hicieron cuanto pudieron para marcarles el camino de la confrontación y la negatividad, para abandonarlos al percibir la derrota y criticarlos sin piedad luego, como si no hubieran sido ellos los que llevaron adelante una campaña de oposición absoluta y ajena a la realidad de la Argentina.

Beneficiados resultaron los políticos inteligentes (caso Hermes Binner), que rescatando lo positivo criticaron métodos y sugirieron cambios que profundizaran el modelo sin plantearse retornos imposibles a los noventa.

Justamente, con solo sumar los votos del  frente para la Victoria (54%) y los del FAP (17%), se llega a un mínimo de 71% de electores que votaron en contra de cualquier intento de vuelta al neoliberalismo, pese a la promoción mediática de los agoreros de una supuesta salida del mundo de Argentina, y una falta de responsabilidad del gobierno. Un gobierno, que más allá de ideologías o partidismos aplicó un modelo económico elogiado por los premios nobel de economía y hasta tomado como ejemplo para una salida de la crisis por muchos europeos, visto como uno de los líderes de máximo crecimiento en América  del Sur, la región más estable del mundo.

A pesar de la derrota que sufrieron, el papel de la corporación mediática fue importante en el sostenimiento de un sector que no entiende razones y que no está dispuesto a sumarse al crecimiento del  país mientras sea gobernado por lo que ellos consideran (¿por ignorancia o estrategia?) el “fascismo”.

Ahora, al no aceptar sumarse a un pueblo que quiere salir adelante en un país para todos, les quedan las operaciones mediáticas para incidir negativamente en el ámbito financiero económico, como la supuesta corrida que intentan implementar sobre el dólar o la fuga de capitales o sus eternas predicciones funestas para más adelante.

 “Va a faltar la carne, el azúcar y la harina”, “se viene el desborde de los salarios”, “va a haber cortes de calles, robos de autos y violencia familiar”… eso tal vez les queda como caballito de batalla mediática. Junto a la “falta de libertad de prensa” que gritan desde sus casi 400 diarios, canales de aire y de cable, de radios, etc.

Es de esperar un cambio de rumbo de la política opositora, una verdadera independencia de las corporaciones,  y propuestas serías de medidas que mejoren al país y no que lo empeoren,  para que, de una vez por todas, se pueda dejar atrás el rumbo de atraso y dependencia de nuestro país, y de América; porque esta salida deberá ser con todos, para no tener que resignarse a  caer en los viejos errores, las viejas recetas, por las que hoy sufre Europa y el norte de América.

noviembre 1, 2011 Posted by | Uncategorized | , | Deja un comentario

La Argumedo está peor que la Sarlo…

Una torpe nota de Alcira Argumedo (INFOSUR)

La Diputada Nacional de Proyecto Sur defiende su precaria postura post electoral manipulando, pero denunciando ser la víctima de una ‘manipulación’.

Empieza su nota con una cita textual: “Recientemente, Alcira Argumedo aparecía en un programa de televisión tratando de explicar el 0,9% de Proyecto Sur y dijo como excusa que sus spots de campaña eran malos. El 0,9% no se puede explicar por los spots de campaña. En ese caso, estaríamos todos condenados a juntar plata, a hacer vaquitas y contratar publicistas”. (María Pía López, entrevista en Iniciativa. Por un proyecto nacional, popular y latinoamericano. 7/9/2011) (http//espacioiniciativa.com.ar)

Que la Argumedo trató de explicar parte de la derrota con ese argumento no caben dudas, pero lo que la diputada arguye es que lo repitieron demasiadas veces. Por lo tanto descalifica la crítica a su banalización argumental, señalando a quienes realizan en forma permanente una operación en su contra o en contra de su jefe: Pino Solanas.
¿Qué argumentos utiliza?:
“El manual más primitivo de Ciencias de la Comunicación enseña que, para manipular la información y los discursos, es suficiente la simple operación de sacar frases o palabras de contexto, cortar un pedacito y repetirlo varias veces, de modo tal que aparezca como una afirmación categórica, con valor en sí misma, como el núcleo esencial de un pensamiento: ésta es la mecánica característica de los programas del señor Diego Gvirtz y en particular de ese que seguramente pasará a la historia por su deslumbrante grandeza y calidad: 6, 7, 8.”
Bueno, bueno, si eso no es coincidir con Marianito Grondona en lo hitleriano del kirchnerismo, le pega en un palo.

Compara entonces ese mecanismo con el que impera en el INDEC.
Si eso no es una comparación, por lo menos endeble y exagerada, ¿qué es?
Se le podría responder diciendo que los elogios de Grondona a su jefe y la aprobación de éste lo vinculan directamente con el apoyo a los golpes militares que el periodista supo realizar durante toda su vida, utilizando el mismo recurso que ella emplea.

Y sigue con los ejemplos, citando fuentes calificadas como: “me encontré con un alumno de Sociología y me contó…” ¿Una cita clave para desacreditar al INDEC? Afirma luego con una soltura de cuerpo ¿propia de un profesional de la sociología?, vitando a su fuente: “llega la patota de Guillermo Moreno y… nos ordena…” ¿Cómo rebatir semejante argumento?

Y como si no lo estuviera haciendo, explica que descalificar o ridiculizar a la persona de quien se trate es una “operación muy útil para eludir todo otro tema incluido en ese discurso o información que pueda resultar incómodo”.

Se despacha luego con una afirmación surgida de su propia imaginación: “no pueden discutirse las políticas kirchneristas del modelo; sólo lo hace la gente estúpida”.

Esta argumentación elemental, coincide con su actitud de dejar de lado cualquier valor positivo que pudiera tener el gobierno o alguna de las medidas que tomó en ocho años. Pasa entonces a un detallado recuento de todo lo malo, que reprodujeron hasta el cansancio los medios opositores: “la expansión de los negocios de la minería a cielo abierto con uso intensivo de cianuro y contaminación de fuentes de agua, de tierras y aire: el Parlamento Europeo la ha prohibido en toda Europa, por sus “consecuencias catastróficas e irreversibles”.
Esto de poner de ejemplo al capitalismo europeo, si bien no suena muy bien en un discurso de la izquierda virulenta, no le hace mucho bien al argumento. Acusa después, a todos los que no comparten su posturas, de callar “ante el accionar de las petroleras privatizadas” y dejar que saqueen al país.

Afirma muy suelta de cuerpo: un ¿75%? de los jóvenes desocupados o precarizados; un 50% de los trabajadores que ganan menos del salario mínimo (¿dónde estarán las fuentes de sus estadísticas?). Y luego mezcla “la pobreza y las muertes de chicos por desnutrición”, “las conductas de gobernadores aliados o barones del conurbano”. Iguala al gobierno con Capaccioli y la efedrina, Ricardo Jaime y su enriquecimiento; Juan José Zanola y los medicamentos truchos; los hermanos Juliá saliendo del aeropuerto de Morón y pasando por Ezeiza con una tonelada de cocaína; José Pedraza; Sergio Schoklender; “ciertos jueces del Poder Judicial”…
Parece que para ella todos son cuadros del kirchnerismo, y no dice que están procesados por la Justicia. ¿A quién los antepone? A “Artigas, Belgrano, San Martín, Bolívar, Martí, Alem, Mariátegui, Sandino o Ugarte: todos ellos fueron grandes derrotados políticos”.
Caramba, acá sí que no se queda corta en su comparación. Los grandes hombres son iguales a Alcira Argumedo y a Pino Solanas, los “grandes derrotados”… Le faltó agregar a Elisa Carrió y completaba la escena de los denunciadores compulsivos…

 

Finalmente sigue criticando a María Pía López, al programa 678 y al gobierno, con una impunidad y una simpleza que llama la atención en un personaje considerado como un importante intelectual en la Argentina.

Hay quien opina que un intelectual no debe meterse en política partidista porque pierde su capacidad de analizar con ecuanimidad o con cierta objetividad la realidad.
Pero no se trata de hacer un “silencio cómplice y la condena a toda crítica”, sino el dejar de plantear como verdad revelada que lo que yo digo es lo único justo, que mi visión de la realidad es la única acertada, que el que no hace lo que yo pienso que se debe hacer es un corrupto, o ¿porque yo esperaba más? (como dice Pino Solanas) “son de ultraderecha”.

El tiempo pasa para todos, pero la enfermedad del ultra izquierdismo, está demostrado, no sólo ataca a los marxistas, sino también a los peronistas de toda la vida como Pino Solnas, y lo más triste es que los extremos se unen a la vuelta de la vida. No sea cosa que asistamos al milagro de un frente revolucionario donde Altamira, Chiche Gelblum, Marianito y Pino estén en primera fila.
Sería como una auténtica poesía discepoliana, pero del siglo veintiuno…

La nota de Argumedo puede leerse completa en: http://www.argenpress.info/2011/09/intelectuales-6-7-8-la-realidad-gusto.html

septiembre 22, 2011 Posted by | Uncategorized | , , , | Deja un comentario