Semanarioprensalibre's Blog

Just another WordPress.com weblog

Estadounidenses se oponen a los planes bélicos contra Irán

No a la guerra”, “no a las sanciones”, “no a la intervención”, “no a los asesinatos en Irán”, éstos son algunos de los lemas que distintos grupos antiguerra estadounidenses gritarán el próximo 4 de febrero.

La jefe de la Coalición de Acción, Sarah Flanders, ha anunciado en un comunicado que los activistas antiguerra y grupos defensores de los derechos humanos en todo EE.UU. tienen previsto llevar a cabo una multitudinaria manifestación en 48 ciudades del país, en rechazo a las políticas antiiraníes de Washington y para expresar su respaldo a Irán, informa este martes la agencia iraní de noticias Fars.

A la protesta acudirán distintos organismos antiimperialistas estadounidenses, entre los que estarán: la coalición nacional antiguerra de EE.UU. (UNAC, por sus siglas en inglés), el Centro de Acción Internacional (IAC, por sus siglas en inglés), la Liga Internacional de los Trabajadores, el Comité de Amistad Irano-estadounidense, la Campaña contra sanciones e intervención militar en Irán (CASMI) y la coalición antiguerra ANSWER.

En el comunicado también se hace referencia a las nuevas sanciones dictadas por el presidente, Barack Obama, contra el banco central iraní -firmadas el pasado 31 de diciembre-, consideradas en sí mismas un acto de guerra contra el pueblo de ese país. Todos los grupos y movimientos involucrados en la protesta coinciden en que una guerra contra la nación islámica podría constituir una amenaza para la paz en la región y a escala global, concluye el informe.

El pasado 31 de diciembre, el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, rubricó una nueva serie de sanciones contra Teherán, que busca castigar a los países que importan petróleo de Irán o que realizan transacciones con el Banco Central iraní, bajo la acusación de que la nación iraní persigue fines militares en su programa nuclear pacífico.

La hostilidad mostrada por Washington a la República Islámica no se limita a los embargos, sino que las autoridades de la Casa Blanca han amenazado, en reiteradas ocasiones, a Teherán con llevar a cabo una intervención militar.

 Fuente http://www.hispantv.com/

Anuncios

febrero 11, 2012 Posted by | Uncategorized | , , , | Deja un comentario

La Argumedo está peor que la Sarlo…

Una torpe nota de Alcira Argumedo (INFOSUR)

La Diputada Nacional de Proyecto Sur defiende su precaria postura post electoral manipulando, pero denunciando ser la víctima de una ‘manipulación’.

Empieza su nota con una cita textual: “Recientemente, Alcira Argumedo aparecía en un programa de televisión tratando de explicar el 0,9% de Proyecto Sur y dijo como excusa que sus spots de campaña eran malos. El 0,9% no se puede explicar por los spots de campaña. En ese caso, estaríamos todos condenados a juntar plata, a hacer vaquitas y contratar publicistas”. (María Pía López, entrevista en Iniciativa. Por un proyecto nacional, popular y latinoamericano. 7/9/2011) (http//espacioiniciativa.com.ar)

Que la Argumedo trató de explicar parte de la derrota con ese argumento no caben dudas, pero lo que la diputada arguye es que lo repitieron demasiadas veces. Por lo tanto descalifica la crítica a su banalización argumental, señalando a quienes realizan en forma permanente una operación en su contra o en contra de su jefe: Pino Solanas.
¿Qué argumentos utiliza?:
“El manual más primitivo de Ciencias de la Comunicación enseña que, para manipular la información y los discursos, es suficiente la simple operación de sacar frases o palabras de contexto, cortar un pedacito y repetirlo varias veces, de modo tal que aparezca como una afirmación categórica, con valor en sí misma, como el núcleo esencial de un pensamiento: ésta es la mecánica característica de los programas del señor Diego Gvirtz y en particular de ese que seguramente pasará a la historia por su deslumbrante grandeza y calidad: 6, 7, 8.”
Bueno, bueno, si eso no es coincidir con Marianito Grondona en lo hitleriano del kirchnerismo, le pega en un palo.

Compara entonces ese mecanismo con el que impera en el INDEC.
Si eso no es una comparación, por lo menos endeble y exagerada, ¿qué es?
Se le podría responder diciendo que los elogios de Grondona a su jefe y la aprobación de éste lo vinculan directamente con el apoyo a los golpes militares que el periodista supo realizar durante toda su vida, utilizando el mismo recurso que ella emplea.

Y sigue con los ejemplos, citando fuentes calificadas como: “me encontré con un alumno de Sociología y me contó…” ¿Una cita clave para desacreditar al INDEC? Afirma luego con una soltura de cuerpo ¿propia de un profesional de la sociología?, vitando a su fuente: “llega la patota de Guillermo Moreno y… nos ordena…” ¿Cómo rebatir semejante argumento?

Y como si no lo estuviera haciendo, explica que descalificar o ridiculizar a la persona de quien se trate es una “operación muy útil para eludir todo otro tema incluido en ese discurso o información que pueda resultar incómodo”.

Se despacha luego con una afirmación surgida de su propia imaginación: “no pueden discutirse las políticas kirchneristas del modelo; sólo lo hace la gente estúpida”.

Esta argumentación elemental, coincide con su actitud de dejar de lado cualquier valor positivo que pudiera tener el gobierno o alguna de las medidas que tomó en ocho años. Pasa entonces a un detallado recuento de todo lo malo, que reprodujeron hasta el cansancio los medios opositores: “la expansión de los negocios de la minería a cielo abierto con uso intensivo de cianuro y contaminación de fuentes de agua, de tierras y aire: el Parlamento Europeo la ha prohibido en toda Europa, por sus “consecuencias catastróficas e irreversibles”.
Esto de poner de ejemplo al capitalismo europeo, si bien no suena muy bien en un discurso de la izquierda virulenta, no le hace mucho bien al argumento. Acusa después, a todos los que no comparten su posturas, de callar “ante el accionar de las petroleras privatizadas” y dejar que saqueen al país.

Afirma muy suelta de cuerpo: un ¿75%? de los jóvenes desocupados o precarizados; un 50% de los trabajadores que ganan menos del salario mínimo (¿dónde estarán las fuentes de sus estadísticas?). Y luego mezcla “la pobreza y las muertes de chicos por desnutrición”, “las conductas de gobernadores aliados o barones del conurbano”. Iguala al gobierno con Capaccioli y la efedrina, Ricardo Jaime y su enriquecimiento; Juan José Zanola y los medicamentos truchos; los hermanos Juliá saliendo del aeropuerto de Morón y pasando por Ezeiza con una tonelada de cocaína; José Pedraza; Sergio Schoklender; “ciertos jueces del Poder Judicial”…
Parece que para ella todos son cuadros del kirchnerismo, y no dice que están procesados por la Justicia. ¿A quién los antepone? A “Artigas, Belgrano, San Martín, Bolívar, Martí, Alem, Mariátegui, Sandino o Ugarte: todos ellos fueron grandes derrotados políticos”.
Caramba, acá sí que no se queda corta en su comparación. Los grandes hombres son iguales a Alcira Argumedo y a Pino Solanas, los “grandes derrotados”… Le faltó agregar a Elisa Carrió y completaba la escena de los denunciadores compulsivos…

 

Finalmente sigue criticando a María Pía López, al programa 678 y al gobierno, con una impunidad y una simpleza que llama la atención en un personaje considerado como un importante intelectual en la Argentina.

Hay quien opina que un intelectual no debe meterse en política partidista porque pierde su capacidad de analizar con ecuanimidad o con cierta objetividad la realidad.
Pero no se trata de hacer un “silencio cómplice y la condena a toda crítica”, sino el dejar de plantear como verdad revelada que lo que yo digo es lo único justo, que mi visión de la realidad es la única acertada, que el que no hace lo que yo pienso que se debe hacer es un corrupto, o ¿porque yo esperaba más? (como dice Pino Solanas) “son de ultraderecha”.

El tiempo pasa para todos, pero la enfermedad del ultra izquierdismo, está demostrado, no sólo ataca a los marxistas, sino también a los peronistas de toda la vida como Pino Solnas, y lo más triste es que los extremos se unen a la vuelta de la vida. No sea cosa que asistamos al milagro de un frente revolucionario donde Altamira, Chiche Gelblum, Marianito y Pino estén en primera fila.
Sería como una auténtica poesía discepoliana, pero del siglo veintiuno…

La nota de Argumedo puede leerse completa en: http://www.argenpress.info/2011/09/intelectuales-6-7-8-la-realidad-gusto.html

septiembre 22, 2011 Posted by | Uncategorized | , , , | Deja un comentario

Representaciones mediáticas sobre lo masivo

Sobre la aparición de los nuevos diarios “populares” un artículo excelente del investigador Martín Becerra, del diario Sur.

Año 3. Edición número 155. Domingo 8 de mayo de 2011

Por Martín Becerra, Univ. Nac. de Quilmes. Conicet cultura@miradasalsur.com

La aparición de los diarios Muy (Grupo Clarín) y Libre (Editorial Perfil) despertó el interés del ambiente periodístico por varios motivos:

1. Estos dos nuevos emprendimientos tienen como destinatario ideal a un público popular, de clase media y media-baja. Este segmento de la población, que hasta hace tres décadas era intensiva consumidora de diarios y revistas populares, acusó el impacto del desmantelamiento del aparato productivo nacional –su fuente de ingresos– reduciendo también sus consumos culturales. Que hoy el mercado de medios apunte a la clase media-baja es un indicio de la recuperación macroeconómica y del poder de compra de un sector castigado hasta hace pocos años por sucesivas políticas económicas.

2. Surge el interrogante sobre los cambios en el consumo de prensa por parte de los sectores populares que, además de condicionados por la merma en sus ingresos, también fueron afectados por la presencia de otros medios: notablemente la televisión multicanal y de pago, con enorme presencia en los asalariados argentinos; y recientemente las conexiones fijas y móviles a internet. Hay ya generaciones de argentinos de clase media y media-baja en los que la lectura del diario no forma parte de sus hábitos cotidianos. En este sentido, la industria de periódicos, con el lanzamiento de dos nuevos productos, parece querer inyectar una necesidad en la sociedad, lo que constituye una apuesta de resultado incierto.

3. El segmento estaba, hasta ahora, cubierto en parte por dos diarios del Grupo Clarín (diarios Clarín y Olé) y, en particular, por Diario Popular, un medio sólido con un sostenido incremento en ventas que interpela a sus lectores desde un lenguaje consistente y conocedor de su cultura. También Crónica, que había liderado el segmento y en las últimas dos décadas perdió eficacia y ventas, complementa este nicho.

4. Como bien consignó Diego Rottman en http://www.malaspalabras.com, Libre y Muy parecen “diarios escritos por periodistas de Palermo para lectores del conurbano”, a diferencia, justamente, de Diario Popular. Para Rottman, “es hasta gracioso que Libre ofrezca su PIN de Blackberry”.

5. Si algo caracteriza a los empresarios de medios, más allá de su apoyo u oposición al actual Gobierno, es la constante queja acerca de la insuficiencia del mercado publicitario para sostener los costos de producción. Es extraño, entonces, que en un ámbito geográfico que ya contaba con 14 diarios se sumen ahora otros dos. La torta publicitaria de la que viven los medios es inelástica y en sus primeros ejemplares ni Libre ni Muy atrajeron grandes anunciantes. Con un precio de tapa de 2,5 pesos y sin publicidad, la razón de la existencia de estos dos nuevos diarios resulta, pues, extraeconómica.

http://sur.elargentino.com/notas/representaciones-mediaticas-sobre-lo-masivo

mayo 9, 2011 Posted by | Uncategorized | , , , , | Deja un comentario

Cablevisión tiene que devolver plata a sus clientes

Cablevisión tiene que devolver plata a sus clientes
 
La empresa proveedora del servicio de cable, Cablevisión, deberá devolver cerca de 240 millones de pesos a sus casi tres millones de clientes cautivos, por aumentos indebidos. Eso, si la empresa del Grupo Clarín, cumple con la resolución de la Secretaría de Comercio Interior, que anuló la última suba del 11 por ciento. Esta semana, además, la Corte Suprema de Justicia dictó dos fallos contra la empresa que podrían repercutir en su fusión con Multicanal.

Ver más

marzo 15, 2011 Posted by | Uncategorized | , , , | Deja un comentario

“No se trata de una cuestión de electricidad, sino de pensar nuestra propia autonomía”

Muy buena información sobre los problemas eléctricos en la Argentina, en manos de… ¡italianos y españoles!

Publicado el 4 de Enero de 2011

Por Federico Bernal
Director del Clicet.
 El Estado italiano que todo lo prende…y todo lo apaga. El accionista mayoritario de la ineficiente operadora Edesur es el Ente Nazionale per l’Energía Elettrica (Enel). Además de tratarse de la principal empresa energética en Italia y la segunda en capacidad instalada del viejo continente, Enel es una compañía pública italiana creada en el año 1962… Ver más

enero 4, 2011 Posted by | Uncategorized | , , | Deja un comentario

WikiLeaks: Clarín, La Nación y compañía, saben elegir lo que publican

Clarín, La Nación y compañía, saben elegir lo que publican. No hacen mención a los “periodistas cautivos” de la embajada norteamericana, a las visitas de ciertos políticos ‘argentinos’, a la calificación de ‘sensacionalista’ para el diario La Nación. Extrañamente, dedican sus tapas al rebote de sus propias opiniones en contra del gobierno actual.

Uno de los documentos, que seguramente se olvidaron de publicar, menciona algunas actitudes destituyentes de prestigiosos dirigentes locales.

Los amigos de El Noticialista tradujeron algunos de los documentos revelados por WikiLeaks, que ‘casualmente’ todavía no fueron publicados por los diarios Clarín, La Nación y subsidiarios. Allí se nombra a Diego Guelar y su jefe Mauricio Macri, Rosendo Fraga, Julio Cobos, Clarín, Elisa Carrió, Gerardo Morales, Luis Barrionuevo, Jorge Brito, Carlos Melconian, Miguel Broda.

Es un informe de Tom Kelly, el anterior encargado de negocios de la Embajada de Estados Unidos en Buenos Aires, a partir de algunas charlas con políticos, economistas y periodistas locales. El resultado quedó plasmado en el informe secreto 853, del 22 de julio de 2009.
Kelly dice que le preocupaba la capacidad de Cristina Fernández para mantenerse en el Gobierno, después de la confrontación con la Mesa de Enlace y tras los resultados de las elecciones legislativas de 2009 y explica: “Gran parte de la especulación fue alimentada por los opositores más encarnizados del gobierno. Diego Guelar, un asesor de política exterior del alcalde de Buenos Aires Mauricio Macri, le dijo a un visitante miembro del Congreso en agosto pasado que `este gobierno no va a durar 60 días´”, y dice que, según Macri, “los argentinos estarían `felices´ con la caída de los Kirchner.”

Kelly cuenta también que uno de los que instaron al gobernador Daniel Scioli “a romper filas con los Kirchner” durante la controversia con el campo”, le dijo que la respuesta de Scioli fue: ”yo no soy un golpista”.

El más entusiasmado con la destitución – dice en el informe- era Rosendo Fraga: “De acuerdo con Fraga, el 10 de diciembre la llegada de los vencedores de las elecciones del 28 de junio creará un Congreso con el poder de quitar a CFK de su cargo. Fraga cree que los Peronistas y las fuerzas cercanas al vicepresidente Julio Cobos conspirarán para sacar a CFK de su cargo para reemplazarla por Cobos”.

En el informe secreto 853 revelado por WikiLeaks, se compara al golpe de Estado contra Zelaya en Honduras, con los planes de Fraga, Cobos y compañía. El funcionario entonces registró otras opiniones. Una de ellas fue la encuestadora Doris Capurro, Directora de la consultora Ibarómetro. “Haciéndose eco de un refrán frecuentemente escuchado”, señala Kelly en el informe, “la encuestadora Doris Capurro añade que la prensa argentina, en particular el dominante grupo de medios Clarín, a menudo sirve como “Central Golpista”. Clarín, dijo, fomentó la salida de Fernando de la Rúa del poder en 2001, y sus propietarios son críticos feroces de los Kirchner.”

El diplomático también incluyó en su informe los posicionamientos de otros referentes. “Algunos parecen estar cercando a la presa. La líder de la Coalición Cívica, Elisa Carrió, dijo inmediatamente después de la derrota del Gobierno de las elecciones de medio término que `si Cristina no reacciona en una semana, ella va a tener problemas para gobernar´. En la misma línea, el líder radical Gerardo Morales dijo hace unos días que `si el diálogo actual se desmorona, el Gobierno tendrá un margen de error tan pequeño que puede pasar cualquier cosa´. El fin de semana, el líder sindical disidente Luis Barrionuevo dijo claramente que `veo a Julio Cobos terminando el mandato de Cristina´.”

Según Kelly, el banquero Jorge Brito, “en realidad Néstor ha cambiado. De hecho, se ha vuelto loco. Jorge Brito, una vez conocido como `el banquero de Néstor´, parece creer esta teoría, confiándonos que NK parece cada vez más obsesivo y poco dispuesto a escuchar consejos. `Solía escucharme´, recordó Brito, `pero ahora ni se molesta´. Otro banquero nos dijo que `Néstor básicamente ha tenido un colapso nervioso´.”

Kelly también tuvo la oportunidad de escuchar la opinión de algunos economistas. Carlos Melconian, aliado de Mauricio Macri, advirtió que “a menos que el Gobierno de CFK levante su política económica, puede enfrentar el mismo destino sombrío que los gobiernos de Alfonsín y De la Rúa”.

El funcionario afirma: “la política del equipo económico del Gobierno es objeto de burla entre los economistas serios aquí”, como por ejemplo Miguel Broda, quien se quejaba de que “no hay un solo macroeconomista serio en todo el equipo del Ministerio de Economía”.

Según Kelly, “el banquero Brito describió al Gobierno como `formado por personas que ni siquiera pueden sumar o restar´. Él fue particularmente mordaz con Guillermo Moreno, a quien llamó un `psicópata´ que `piensa que es un genio´, pero `es tan tonto como el resto de ellos´.”
Además, “de acuerdo con Mario Blejer, `Néstor no sabe nada de economía, y para empeorar las cosas, piensa que sabe, por lo que no escucha consejo´.”

Pero el encargado de negocios de la embajada se queja de estos pronósticos. “Durante más de dos años hemos estado escuchando espantosas previsiones de una inminente y abrumadora crisis fiscal justo a la vuelta de la esquina. Sin embargo, dos de nuestros mejores contactos -Javier Alvarado, Gerente General de Banco BICE, y Juan Carlos Barboza, jefe de cambio de divisas del Banco Central- nos dicen con cierta seguridad que el Gobierno de Argentina es capaz de cumplir con sus obligaciones. En el frente de los pagos de la deuda externa, ambos dijeron de forma independiente que el Gobierno de Argentina tendrá fondos suficientes para cumplir con los pagos de la deuda en 2009 y 2010.”

Kelly finaliza su informe explicando por qué pensaba que CFK llegaría hasta el final de su mandato en 2011. “Esta recopilación de muchos argumentos que circulan alrededor de la durabilidad del régimen de CFK no pretende crear la impresión de que el gobierno está condenado. En la Misión, creemos que CFK seguirá siendo presidente hasta diciembre de 2011”, y destaca: “el tiempo probablemente está del lado de los Kirchner.”

diciembre 3, 2010 Posted by | Uncategorized | , , , , | Deja un comentario

“El traspaso de Papel Prensa a los tres diarios porteños distorsionó el mercado editorial”

Publicado el 30 de Agosto de 2010 por Tiempo Argentino

Editor del diario La Arena (La Pampa).
Aunque hoy parezca un cuento de ciencia ficción, en octubre de 1978 los diarios Clarín, La Nación y La Razón tuvieron que irse de ADEPA (Asociación de Entidades Periodísticas Argentinas) por los fuertes cuestionamientos y críticas que recibieron de los diarios del interior. El motivo no era otro que la transferencia de Papel Prensa, la única fábrica de papel para diarios del país, a manos de los tres diarios porteños, que implicaba una enorme distorsión en el mercado editorial.
Debe recordarse que todos los diarios del país habían sido obligados, por un decreto de Onganía de 1969, a aportar durante varios años el 10% de sus compras de papel al exterior para un fondo destinado al proyecto de la fábrica.
Los diarios se indignaron, y con razón, porque estaban obligados a pagarle a Papel Prensa “el papel más caro del mundo”. En esos años se castigaba la importación de ese insumo con un altísimo arancel del 70%, muy superior al de artículos suntuarios como el whisky.
Con esa protección del Estado, y otras (generosas reducciones impositivas y tarifarias), Papel Prensa se sentía autorizado a descargar contra los diarios “colegas” del interior una política de precios y de cupos que muy poco tenía que ver con la meneada “transparencia del mercado”, al obligarlos a pagar un precio abusivo en el país o a comprar en el exterior con una enorme carga arancelaria.
Declarar de interés público la provisión de papel a los diarios es una medida de gobierno acertada, porque apunta a garantizar un trato igualitario en precio y condiciones de pago a todos los diarios del país, independientemente de sus dimensiones y ubicación geográfica. Quienes se oponen a esta decisión por “intervencionista” y porque “distorsiona” el mercado, nada han dicho acerca de la intervención del gobierno militar en la transferencia de Papel Prensa a los tres diarios capitalinos, ni de las maniobras monopólicas que durante tantos años ejerció la empresa en forma abusiva en perjuicio de la mayoría de los diarios del país.
También resulta positivo que el Congreso estudie y sancione el marco legal más adecuado, y que la justicia investigue la oscura historia de Papel Prensa, que recién ahora comienza a ser conocida por el gran público.

septiembre 2, 2010 Posted by | Comunicación | , , , , , , , | Deja un comentario

Diario La Arena de La Pampa: no todos fueron cómplices

En Santa Rosa, La Pampa, se inició esta semana el juicio por delitos cometidos durante la dictadura militar en el ámbito de la Subzona 14.

¿Por qué puede interesar en particular a un periódico local como Prensa Libre? Sencillamente porque refrescó un caso casi paradigmático. Más allá de significar un paso más en la lucha contra la impunidad, dio pie para que el primer testimonio fuera el del director del diario LA ARENA, Saúl Hugo Santesteban, una de las víctimas del terrorismo de Estado en esa provincia. Él pudo recordar las presiones, los hechos de censura y los secuestros que tuvieron que soportar en el diario, y cómo, a pesar de ello, nunca cedieron a publicar las versiones que les mandaban los gobernantes de facto, como sí lo hicieron, por ejemplo, La Nación, Clarín, Gente o Siete días, entre otras publicaciones.

Si ellos pudieron resistir con dignidad en medio de un clima de terror, ¿qué hubiera pasado si los grandes medios de la capital se hubieran negado a mentir y hubieran hecho conocer los secuestros, los asesinatos, los robos de bebés ante el mundo? ¿Hubiera podido resistir la dictadura?

Para quien le interese, este es un resumen del hecho mencionado que envió Argenpress y que aquí se da a conocer:

“Durante el relato, recordó cuando estuvo detenido en la Colonia Penal con un ex diputado provincial al que lo habían torturado. Y rememoró los dilemas que tuvo como periodista en una época de terror, de autocensura impuesta por un clima de opresión en un país donde las autoridades no respetan ni las ideas ni las vidas, donde había diarios en los que estallaban bombas o le secuestraban cronistas únicamente por el contenido de sus artículos. Ambos tipos de agresiones debió sufrir LA ARENA no sólo durante la dictadura sino en el período previo bajo un régimen constitucional.

(…)

En un marco de terrorismo de Estado y medios censurados o complacientes con el régimen dictatorial o directamente cómplices, LA ARENA sostuvo una línea histórica por lo cual, ya en 1975, fue blanco de ataques de los grupos autoritarios. No hace falta remontarse a la década de los años ’60 cuando reclamaba por los presos políticos que llegaban a la Colonia Penal bajo el Plan Conintes o por las razzias que detenían a militantes locales. Entre ellos el director y periodistas del diario.

Ya en los ’70 su línea crítica le valió amenazas de grupos identificados como la Triple A, que se hicieron efectivas cuando estalló una bomba en su sede de la calle 25 de Mayo. En noviembre de 1975, el periodista Raúl Celso D’Atri, hijo del entonces director, fue detenido y pasó varios años en cárceles de máxima seguridad. En esos días se le pidió desde estas páginas al temible coronel Camps que respete a los detenidos y que fueran llevados ante la justicia si habían cometido un delito, pero que el Ejército no dispusiese a su gusto de su destino. También publicó las listas de detenidos y sus traslados, para llevar tranquilidad a los familiares y darles el amparo de la publicidad de sus destinos, información que no publicaron los otros medios locales.

El 24 de marzo de 1976 fue el turno de Saúl Santesteban de ir a la cárcel. A pesar del marco de terror, hubo una rendija para reclamar. LA ARENA no se sumó a la propaganda prodictatorial como otros medios nacionales. En cambio, y como contados casos -entre ellos La Opinión de Trenque Lauquen-, continuó difundiendo las listas de detenidos y reclamó en la tapa del diario por la libertad de dos periodistas -el citado Raúl D’Atri y Nelson Nicoletti- el mismo día que Videla llegaba a la provincia. Además lanzó cuando pudo campañas para la liberación de los secuestrados, como el caso de una reconocida bioquímica secuestrada en La Plata en esos años. El castigo de la clausura también le llegó a este diario bajo la dictadura por publicar información clasificada como “no conveniente” por los censores de aquellos años.

Cuando las agencias informativas hacían llegar noticias previamente observadas por los militares y en muchos casos fraudulentas, LA ARENA se negó a utilizar el vocabulario procesista con palabras como “delincuentes subversivos” o “terroristas” para calificar a las víctimas de los pseudo-atentados. Y desde 1977, la palabra “desaparecidos” y “derechos humanos” comenzaron a ser publicados en los primeros reclamos por las víctimas de una dictadura cuando pocos medios se animaban a utilizar esas palabras.

Si el lunes el relato de su director no pudo abarcar todas las agresiones que sufrió este diario y sus periodistas fue sólo por falta de tiempo, y por no ser esta historia el caso central de lo juzgado.

Pero ahí está la colección de LA ARENA para brindar el mejor testimonio de lo ocurrido aquellos años.”

LA ARENA se puede leer en Internet en http://www.laarena.com.ar

Link Permanente:  http://www.sprensalibre.com.ar/index.php?id=2960

agosto 5, 2010 Posted by | Comunicación | , , , , , , | Deja un comentario

Los multimedios avergüenzan al periodismo argentino

Si faltaba algo para confirmar la nota de la semana pasada, hoy, martes, los dos grandes diarios, opositores a todo lo que no les convenga, mostraron otra vez la hilacha.

En su histérica obsesión por voltear a los K usaron sus tapas para mostrar lo que no se debe hacer.

La semana pasada les explicaba: en un país, para ellos, en crisis, sus tapas del sábado estaban dedicadas (con títulos catástrofe) a demostrar que EE.UU. (en realidad un subsecretario) criticaba a la Argentina y le respondía a la ‘soberbia’ de la Presidenta que se atrevía a criticar a Barak Obama con respecto a su política hacia América Latina.

Por supuesto que no merecía tapa ya que, según ellos, había problemas mucho más serios en el país ‘al borde del caos’. Pero no se podían perder la oportunidad de sugerir a los lectores: “¡Miren, la máxima potencia del mundo también critica a Cristina!, no somos sólo nosotros”.

Pero miren qué injusticia: nada más que dos días después viene quien no iba a venir (porque EE.UU., decían, está enojado con la Argentina -en realidad… con la perversa presidenta): Hillary Clinton. Que para colmo no es un subsecretario, sino el propio ¡Canciller!, secretaria de estado le dicen ellos, que no sólo se reunió con la presidenta Argentina, sino que participó de una conferencia de prensa junto a ella, y además felicitó a la Argentina, elogió los progresos, pidió mirar las cifras y culminó: ¡Argentina está mejor que EE.UU. con respecto a la deuda!

Más allá de lo que uno piense con respecto a la deuda, los EE.UU. y Cristina Kirchner, la continuidad periodística hubiera necesitado una tapa idéntica a la del sábado, con esto que era mucho más noticia que aquella, por la novedad, por los personajes, incluso por la mediación ofrecida por EE.UU. con respecto a Malvinas.

Pero no, como no iba la información de acuerdo a sus necesidades, a su propia línea, a sus intereses, decidieron mandar esa información a la página 13, y a la tapa, la información que ellos consideraron más perjudicial para el gobierno. ¡Sin siquiera dar información sino opinando!; rompiendo sus propios códigos, sus propias pautas, solamente para atacar en la forma más virulenta posible al gobierno que odian. Uno dice “Toman”, como quien dice: “roban”, y profetiza: “estalló otra crisis” (¿?). Y el otro (ver foto), antes que informar, brinda su opinión interesada: “Maniobra de Cristina”.

Eso puede ser política, eso puede admitirse en políticos, pero jamás en periodistas, y menos en medios masivos que se dicen defensores de la libertad de prensa y se declaran independientes. En realidad son factores de poder interesados.

Y ¡ojo! Muchos podemos estar muy en contra del gobierno actual, criticarlo y votar en su contra, pero nadie que realmente se considere un ciudadano libre puede tolerar que le cambien la realidad, lo induzcan a pensar como quiere un grupo de poder y le digan lo que tiene que pensar. Eso es manipulación y desinformación, algo verdaderamente repugnante, contrario a todo periodismo de verdad.

La frutilla del postre la dio en la conferencia de prensa la periodista de Clarín, poco profesional pobre, cuando le preguntó a Cristina si iba pedirle una “cita” (SIC) a Obama. La Presidenta no perdió la oportunidad de identificar a la periodista, para que todos advirtieran su tontera, y le explicó que ellas sólo hacía “citas” con su marido…

marzo 3, 2010 Posted by | Comunicación | , , , , | Deja un comentario

Detrás de la novela

La economía, el gobierno y la oposición

Por Eduardo Aliverti

El hecho con que debutó el año político debería calificarse como insólito, si no fuera por la notable capacidad del Gobierno para generarse sus propios demonios.

Al revés de otras decisiones inevitablemente destinadas a chocar frente a intereses contrarios, como la “estatización” de las transmisiones televisivas del fútbol o la ley de medios audiovisuales, el affaire del Banco Central es un episodio que el kirchnerismo se compró solo, gracias al desprecio de que suele hacer gala cuando se trata de cuidar algunas formas elementales. A veces, esas maneras avasallantes significan un mérito político. Eso fue, sin ir más lejos, lo que ocurrió cuando tras la derrota del 28-J, en medio de un clima que los mostraba nocaut, los K fugaron hacia delante con determinación sorpresiva, formidable, imponiéndole a la oposición una agenda digna de vencedores. Pero en otras oportunidades, la cualidad se convierte en mengua con una facilidad asombrosa. Probablemente, no más de uno de cada cien argentinos tenía alguna idea de quién es Redrado ni de qué función ocupaba. No sólo eso: el 2009 había concluido en calma, y el verano presagiaba –como se confirmó– una temporada con records históricos en turismo y consumo de todo tipo. ¿Cómo fue que esa placidez se transformó, de la noche a la mañana, en una tormenta que eyectó a un perfecto desconocido hacia el centro de todas las miradas, primero, y después a erigirse en un neo-Cobos capaz de encolumnar, cual tabla coyuntural de salvación, al conjunto de los opositores partidarios, institucionales, mediáticos? ¿Quién operó ese milagro? Nadie más que el Gobierno. Creó un fondo para usar reservas monetarias en el pago de deuda. Optó por regalar caramelos a la salida del colegio y emitió un DNU que le sirvió a Redrado, en bandeja de plata y a la vez, el rol de víctima y cruzado republicano. Era el mismo Redrado a quien Néstor Kirchner viene de calificar como un sapo menemista que debieron tragarse porque la quita monumental de la deuda, en 2005, requería que al comando operativo de la moneda hubiera un referente de derecha, capaz de envaselinar la penetración ante el establishment financiero. ¿Era tan complicado imaginar este escenario de usufructo contrera? ¿No es acaso el mismo Gobierno el que azuza la existencia de un aroma destituyente, cuasi golpista, por parte de una oposición sacada (y de algún progresismo susceptible de plegarse a ella, aun a costa de conformarse con ser la izquierda de la derecha)? Si eso es así, ¿cómo justificar semejante error de cálculo?

Con más discurso que acciones o viceversa, y sin que importe si es por convicción ideológica o especulación de época, el kirchnerismo reintrodujo la obviedad de que la política es un campo de disputa. Volvió a marcar una raya entre Estado y mercado, entre amores carnales con el Imperio y relaciones exteriores autónomas, entre revisión del genocidio e impunidad. Pero esos claros se contraponen con los oscuros de una soberbia que sabe despreciar los recursos de la derecha. Un ejemplo muy claro es el Gardiner mendocino. Cobos fue un gobernador más que módico. Un político intrascendente, sin visos de grandeza alguna, que los K prefirieron para mojar la oreja de una UCR desvencijada, en lugar de favorecer una opción progresista contundente. Esa carencia de miras de largo plazo les costó este Frankenstein que “lidera” –aunque ahora con dudas por su voto no negativo– el imaginario y entramado opositor, desde la nada misma; o, peor aún, como clonación del significado de De la Rúa: un imberbe al frente de una Alianza que propuso acabar con la corrupción sin tocar al modelo corrupto.

Con el terreno abonado por estas contradicciones, el punto de fondo queda tan desdibujado como arduo de abordar. Por el tema en sí mismo y por las posturas que uno, desde el pensamiento progre, sostuvo toda la vida. No pagar la deuda, investigar la ilegítima (si es que alguna no lo es), no ceder ante la extorsión de los buitres. Aparece entonces un Gobierno, éste, que volvió a marcar una o cierta raya contra el paradigma neoliberal. Y crea un Fondo del Bicentenario para pagar parte de esa deuda con reservas, descargando al Presupuesto Nacional de esa obligación a fin de destinar partidas al gasto público proactivo, mantener empleo, subsidiar producción, ayudar a las provincias. Uno desconfía, naturalmente, porque encima sabe que se está a las puertas de la desembocadura electoral. Pero si es por eso, desconfía más todavía de la honestidad ideológica de la derecha, no ya porque es de izquierda sino porque advierte que el mundo quedó al revés. Ahora resulta que Macri, Carrió, Clarín, De Narváez, La Nación, Solá, ¡¡¡y los radicales!!!, se oponen a pagar la deuda externa con el ahorro de divisas. Uno se dice entonces que si le cree a rajatabla al kirchnerismo es un pelotudo, pero que si confía en esa gente ya viene a ser un pelotudo mayor.

La cuestión de fondo consistiría en debatir si las reservas monetarias de un país son un factor intangible, o el ahorro de toda una sociedad para usarlas como mejor le conviene. Los Estados Unidos son el principal deudor del mundo y ningún conservador se inquieta por esa heterodoxia monetaria. Por acá ya parece tarde para discutir sobre esos fondos. Los conceptuales, no los de las divisas. Con el aporte inestimable de la maquinaria periodística (¿?) opositora, casi todo se reduce al sainete. La raya queda trazada por la percepción que se tiene en general respecto del Gobierno, sin matiz alguno. El odio gorila, visceral, de vastos sectores de la clase media hacia el kirchnerismo, y en particular en torno de la Presidenta, atraviesa toda polémica. Lo cual tiene, también, mucho de contradicción supina. ¿Cómo se coteja al país pletórico en la producción de autos, más el movimiento turístico inédito, más los shoppings y cines y teatros y restoranes rebosantes –en una palabra, los índices de bienestar consumista de la clase que fija el humor de la agenda pública, que es la media– con lo que reflejan los medios de comunicación dominantes? ¿Cómo es que se opina de manera distinta de lo que se vive o percibe? Hizo bien el colega Hugo Pressman en recordar lo que Eduardo Galeano escribe en Espejos. “En otros tiempos, la ninfa Eco había sabido decir. Y con tanta gracia decía, que sus palabras parecían no usadas, jamás dichas por boca ninguna. Pero la diosa Hera, la esposa legal de Zeus, la maldijo en uno de sus frecuentes ataques de celos. Y Eco sufrió el peor de los castigos: fue despojada de voz propia. Desde entonces, incapaz de decir, sólo puede repetir. La costumbre ha convertido esta maldición en alta virtud.”

En efecto, parecería que se repite sin decir nada o, mejor dicho, repitiendo lo peor de lo que estipulan otros. Si es por este caso de las reservas monetarias, y aunque los análisis políticos nunca deben ser estáticos sino adaptados a su tiempo y lugar, es atendible que no deban usarse para pagar una deuda fraudulenta. Pero que nos quieran convencer de ello los tipos que remataron la Argentina es inaguantable.
http://www.pagina12.com.ar/diario/economia/2-139830.html

febrero 8, 2010 Posted by | Uncategorized | , , | Deja un comentario